lunes, 12 de mayo de 2014

El misterio del capitán Nemo


El misterio del capitán Nemo (Gabella, Kenny y Maz, Dolmen, 2012) es una adaptación de la novela de Julio Verne La isla misteriosa. El guionista, Mathieu Gabella, no se limitó a hacer una traslación lineal del texto al cómic, sino que, siguiendo lo esencial de la trama, modificó, añadió y retiró lo que creyó necesario para parir un buen tebeo. Y lo consiguió, aunque yo tenga algunos peros a la labor del dibujante, algo torpe y confuso en las escenas de acción. Por lo demás, lo tenemos todo: aventuras, misterio, amor y ciencia, mucha ciencia: la mente de Verne pobló esta historia de multitud de conceptos científicos relacionados con la electricidad, el magnetismo o la energía.

Cualquier lector disfrutará el cómic, pero su estructura narrativa de cierta complejidad (con tres tramas paralelas, algunas en distintos momentos temporales, y sin explicaciones del momento o el lugar en el que sucede la acción) hace aconsejable reservarlo para adolescentes con un mayor nivel de madurez lectora, 4º de la ESO o Bachillerato.

Santiago Borragán dedica un capítulo de su libro Descubrir, investigar, experimentar: iniciación a las ciencias a la novela de Verne, y pueden aprovecharse muchas propuestas para este cómic, en materias de ciencias, en matemáticas o en lengua; también puede ser trabajada por Tecnología, por el impresionante despliegue de todo tipo de artefactos y construcciones, e incluso por Ética, con sus varias reflexiones sobre el uso ético de la ciencia o la venganza.